20 consejos para pintar retratos con acuarela que debes conocer.

En este artículo te enseñamos 20 consejos para pintar con retratos con acuarela que debes conocer.

"Niña", David Lobenberg. pintar retratos con acuarela
  1. El inicio para pintar retratos: La composición del retrato es esencial. Cuando el retrato es el centro de importancia básico que ningún otro punto de la obra rivalice, y para ello se pueden seguir los conceptos básicos de la regla de los tercios o la de sección áurea.
  2. Las proporciones para pintar retratos con acuarela: Respetar las proporciones es esencial. Es normal que el pintor principiante amplíe ciertos elementos como por ejemplo los ojos o la boca y reduzca otros como las orejas, cuello, frente o cabello.
  3. Los modelos para pintar retratos: Si se trabaja con modelos, se aconseja representarlo hasta los hombros. De esta manera se podrá apreciar mejor la personalidad y actitud del retratado.
  4. Un punto importante para los retratos: La mirada es un punto importante en cualquier retrato. En un retrato de perfil, o de tres cuartos, es preciso dejar la mayor parte del «aire» en el lado hacia donde mira la persona, cuidando así mismo de dejar suficiente espacio por encima de la cabeza, de este modo, la composición de torna equilibrada.
  5. Más realismo para los retratos: Un buen retrato suaviza el contorno de las sombras para darles más realismo. Con sólo aplicar el color y pasar el pincel limpio pero aún húmedo sobre los bordes de la zona en cuestión se consigue el efecto.
  6. La boca en los retratos: Para pintar la boca se deben aplicar pinceladas más o menos diluidas en función de la reflexión de la luz. Para dar una impresión de brillo, dejar una zona sin pintar en el centro del labio inferior.
  7. Los ojos en los retratos: Si se quiere otorgar redondez a los ojos hay que resaltar el párpado superior y colocar una sombra sutil en el párpado inferior.
  8. Partes de los ojos en los retratos: Definir el párpado inferior es de vital importancia. Esto ayudará a que el ojo se vea bien ubicado y no «flote».
  9. Ojos expresivos en los retratos: Para crear ojos expresivos hay que definir muy bien la línea en la que el párpado superior se pliega cuando el ojo está abierto.
  10. Luces y sombras en los retratos: Observar y plasmar con detalle y dedicación las figuras, luces y sombras dentro del ojo. Este truco le brindará mucha más profundidad en la mirada.
  11. La piel en los retratos: Las mezclas de colores para la piel en el retrato pueden y deben variar de artista en artista y de obra en obra.
  12. Tonos en la frente de los retratos: Hay algunos detalles que suelen permanecer invariables en los distintos retratos como por ejemplo que en la frente predominan los tonos más ocres o que en las zonas oculares suelen aparecer tonos fríos ligados a los violetas.
  13. Las mejillas en los retratos: Otras constantes en los retratos se pueden ver en las zonas de las mejillas (en general asociadas a los rosados), en la nariz (donde suelen incrementarse los rojos o naranjas) o en la mandíbula en la que suelen aparecer tonos grises para las mujeres y verdes para los hombres.
  14. La carne en los retratos: El color carne se consigue a base de ir intercambiando tonos cálidos y fríos. Un buen método para no olvidar esto es trabajar todo el rostro con sólo colores cálidos y tras ello trabajar sólo con fríos en sólo las zonas donde se supone que deberían estar.
  15. El blanco en los retratos: No dejar nunca el blanco del papel solo para los reflejos o puntos máximos de luz. Se deben añadir otros tonos como el ocre amarillo, o amarillo, o cualquier otro color (normalmente el color de la luz que ilumina el rostro) sin importar que sea cálido o frío.
  16. Tonos en la piel de los retratos: Los tonos de la piel no varían en función de que el retrato lo hagas más realista o más impresionista, son los mismos, la diferencia consiste sólo en el trato de la pincelada más o menos difuminada.
  17. Claros/oscuros en los retratos: Dominar la técnica del claro-oscuro ayudará a conseguir los colores exactos de la piel. En otras palabras, lo importante es conseguir el volumen propio de un rostro y no tanto el color.
  18. Primero los claros al pintar retratos con acuarela: Iniciar los retratos con los tonos claros y proceder a oscurecer de forma progresiva.
  19. El fondo en los retratos: Hay que tener en cuenta que las tonalidades o colores del fondo suelen reflejarse en los extremos de las mejillas.
  20. La ropa en los retratos: El color de la ropa tiene su reflejo en el mentón y en la zona inferior de la mandíbula.
deGranero clases pintura Madrid

Hasta aquí nuestros 20 consejos para pintar retratos con acuarela que debes conocer. Esperamos haberte enseñado algo nuevo. Estaremos encantados de recibirte en nuestras clases de pintura en Madrid.