10 prácticas para pintar desde la imaginación que debes conocer.

En este artículo te enseñamos 10 prácticas para pintar desde la imaginación que debes conocer. El trabajo imaginativo requiere que nos deshagamos de ideas preconcebidas y nos adentremos en lo desconocido. Para usar la imaginación y buscar una respuesta emocional es útil sentir que podemos asumir riesgos y que no tenemos por qué ser racionales. Mientras trabajas, mantén la conexión con tus sentimientos o ideas; si te distraes, es posible que tu trabajo pierda profundidad o resulte encorsetado por la técnica.

deGranero imaginación clases pintura Madrid
“The New Baby”. Carboncillo sobre papel. Eileen Cooper, ROYAS ACADEMY.

Ciertos artistas usan la emoción como fuerza motriz de la obra de arte y abandonan el realismo en favor de la expresividad. En su imaginería onírica, Eileen Cooper crea escenarios imaginarios como telón de fondo para contar historias de momentos mágicos en las relaciones y en la vida familiar. En “The New Baby”, la cabeza de la madre es inmensa y aparece encuadrada en primer plano; en contraste, el bebé es diminuto y se sienta en la palma de la mano de la madre. De este modo, la artista logra expresar asombro y fragilidad. Al poner la idea o el sentimiento al frente de nuestra intención nos damos permiso para suspender la verdad física.

10 prácticas para pintar desde la imaginación que debes conocer:

  1. Dibuja a ciegas: dibuja o pinta un personaje del natural, de memoria o con la imaginación sin mirar al papel. Obtendrás distorsiones expresivas que después podrás desarrollar.
  2. Intenta sentir la emoción del tema en tu propio cuerpo, permite que las marcas, formas, colores y elección de materiales lo reflejen así: por ejemplo, marcas fuertes y decididas para indicar fuerza o toques ligeros y delicados para expresar timidez.
  3. Distorsiona la figura a tenor de lo que te parezca importante. Por ejemplo, una cabeza pequeña y un cuerpo grande denotan monumentalidad, mientras que una cabeza grande y un cuerpo pequeño indican vulnerabilidad.
  4. Dibuja, pinta, haz collages escuchando música para conectar con sentimientos e ideas.
  5. Use papel de colores o con motivos, o papel pintado, para tener un punto de partida ambiental.
  6. Experimenta con el ordenador. Escanea imágenes y manipúlalas  digitalmemte para crear efectos expresivos. Usa las nuevas imágenes como base de un trabajo.
  7. Dibújate o dibuja a otra persona en un papel. Relájate, cierra los ojos e identifica sensaciones y emociones como calidez o tensión y dales textura, forma y color. Después de entre 5 y 10 minutos, pinta lo que hayas experimentado.
  8. Autorretrato psicológico: pinta con lo que sientas, no lo que veas. A veces es más fácil dibujar o pintar nuestros sentimientos  hacia alguien cuando esa persona no está presente.
  9. Pinta lo que te sugiera un poema: responde a la emoción a las imágenes y a la atmósfera. Deja que surjan respuestas aparentemente ilógicas. Suspende el juicio crítico.
  10. Pinta un recuerdo de la infancia: Intenta recordar todos los detalles: atmósfera, luz, imágenes, sonidos y olores. Los detalles cuentan historias. Intenta pintar con la confianza de un  niño.

Hasta aquí estas 10 prácticas para pintar desde la imaginación que debes conocer. Esperamos haberte enseñado algo nuevo. Estaremos encantados de recibirte en nuestra academia de pintura en Madrid.