7 pasos para pintar un cuadro que debes conocer.

En este artículo te vamos a explicar 7 pasos para pintar un cuadro que debes conocer. La pintura es el arte de la representación gráfica utilizando pigmentos mezclados con otras sustancias aglutinantes orgánicas o sintéticas. En este arte se emplean técnicas de pintura, conocimientos de teoría del color y de composición pictórica, y el dibujo. La práctica del arte de pintar, consiste en aplicar, en una superficie determinada (una hoja de papel, un lienzo, un muro, una madera, un fragmento de tejido, etc.) una técnica determinada, para obtener una composición de formas, colores, texturas, dibujos… dando lugar a una obra de arte según algunos principios estéticos.

 

 

Una vez entendida esta breve reflexión sobre la pintura, ahí van los 7 pasos para pintar un cuadro que debes conocer:

  1. Elección del tema. El primer paso es fundamental, ¿qué voy a pintar?, no es lo mismo pintar un paisaje de campo, que una marina o un retrato. En función del tema, determinaremos el tamaño e incluso la técnica. Hay motivos que requieren un soporte pequeño y hay otros motivos que los que piden es una obra de grandes dimensiones. En cuanto al tema,busca siempre cosas que te gusten y te motiven, pintar algo que a uno no le gusta, puede convertir tu afición en una losa.
  2. Elección del soporte y la técnica. El segundo de los 7 pasos para pintar un cuadro que debes conocer, es también fundamental. En primer lugar el soporte, no es lo mismo pintar en papel, que en un lienzo, que en una tabla o en una tabla entelada. Si vas a pegar cosas o emplear materias de carga, usa siempre una tabla o una tabla entelada, ya que aguantan mucho mejor que un lienzo que no es más que una tela de lino o de algodón con una preparación para restar absorbencia. Un buen papel de alto gramaje es estupendo para pintar una buena acuarela, pero ojo, también puedes preparar un tablero con un aparejo sintético que contenga más materia de carga y por tanto lo haga más absorbente y pintar con esta técnica sobre él. En definitiva, tienes papeles hasta para pintar sobre ellos al óleo. Hace tiempo escribimos un artículo titulado 5 soportes para pintar que debes conocer, te animo a que le eches un vistazo y seguro que te aclarará un poco más la elección del mismo para tu próximo cuadro.
  3. Encajado. El tercero de los 7 pasos para pintar un cuadro que debes conocer le corresponde al campo del dibujo. El dibujo se compone de encajado y sombreado. Como vas a pintar, te hará falta encajar en el soporte previamente aquello que vas a pintar, ese motivo que has elegido anteriormente. Dependiendo de la técnica encajarás con un material o con otro. Yo te recomiendo que emplees el lápiz para la acuarela, un lápiz duro que deje un dibujo muy limpio, ya que la acuarela es transparente y se verá ligeramente por debajo. Para el resto de las técnicas te recomiendo el carboncillo, que deberás fijarlo después para no llevártelo cuando estés pintando. Para esto puedes emplear un fijador de carbonilla, o bien, para acrílico fijarlo con una suave línea de un color aguado, y para el óleo repásalo con un pincel impregnado en esencia de trementina. De todos modos sobre dibujo escribí un artículo hace tiempo que puedes consultar y resolverá todas tus dudas, 10 consejos para dibujar bien.
  4. La mancha. De los 7 pasos para pintar un cuadro que debes conocer, para mi este es el más divertido. En este momento, vas a crear la entonación de tu obra y visualizar a grandes rasgos las masas de color. Te recomiendo manchar sin emplear el color blanco, es decir, como si pintases con acuarela, sea la técnica que sea. A más agua, en el caso del acrílico, o a más aguarrás en el caso del óleo, más claro será el color, ya que vas a aprovechar el blanco del soporte como luz. No te pierdas en los detalles, se trata de hacer una buena síntesis que nos de la visión general de tu futuro cuadro.
  5. Los empastes. Con la etapa del empastado, no me refiero únicamente a crear grandes calidades de empaste, sino a dejar de trabajar ya con la pintura tan fluida como en la mancha. Es el momento en el que ya puedes emplear el blanco después de haber conseguido una mancha muy luminosa. Trabaja de las sombras a la luz, así conseguirás gestionar los volúmenes del cuadro a la perfección. Puedes crear las calidades de empaste que quieras, con el acrílico añadiéndole algún gel de engrose o alguna materia de carga (te recomiendo que leas nuestros 10 consejos para pintar con materias de carga).
  6. Los acabados. Una vez que tu cuadro ya está empastado y limpio de color con la entonación que deseabas, es el momento de los acabados. Recuerda cómo quieres que sea la imagen final, si quieres que sea más apuntada, probablemente dejes bastantes zonas de aguadas,  por el contrario si quieres una obra muy rematada, terminarás bien todos los contornos y los déjalos bien pulidos y sin halos. Es decir «remata» tu cuadro.
  7. El barnizado. Una vez que has terminado de pintar tu obra,  vamos con el último de los 7 pasos para pintar un cuadro que debes conocer, el barnizado. Barnizar no sólo es importante porque tu cuadro quede brillante o quede mate, sino por protegerlo para el futuro y mejorar la durabilidad de tu trabajo. En el mercado tienes un montón de barnices de diferentes casas comerciales que son buenos, pero cuidado con los barnices mate, que llevan ceras y con el tiempo pueden amarillear. Te recomiendo que eches un vistazo a otro artículo donde te explico todo lo relativo a la fabricación de un barniz, 3 formas de fabricar tu propio barniz que debes conocer.

Pues hasta aquí los 7 pasos para pintar un cuadro que debes conocer. Espero haber ordenado un poco tus ideas y haberte enseñado algo nuevo.